Atrás

ISLA

 

Los de Asturias.

 

Tirso de Avilés, siglo XVI, decía de los de este apellido:

 

“En las marinas de Asturias, en el concejo de Colunga es la casa solar de este apellido de la Isla, la qual está vecina de la mar, que las ondas de ella dan en los muros. Y los de este linage antiguamente traían por armas unas ondas de mar turbias en campo blanco, y las ondas son como pardas. Después por tiempo, el señor de esta casa estando en Francia sirviendo en casa del Rey, sobre la entrada de la cámara huvo debate entre él y algún privado del rey por manera que vinieron a reto, cuias condiciones del trance fueron que el vencedor en señal del vencimiento tomase las armas al vencido y las traxese como les plugiese; y este cavallero privado del rey havía alcanzado tanto con él que la havía por armas las mismas armas reales de Francia, como es costumbre hacer los príncipes con alguna diferencia, la qual era la color del escudo; y siendo vencido el cavallero francés, rogó al de la Isla que tomase otro don qual quisiese y dexase las armas por ser suias, el qual jamás lo quiso hacer; y viendo esto el rey, le rogó que las pusiese en parte que no recibiese baldón; e por no dejar de cumplir en todo el ruego las puso de esta manera: partió el escudo por el medio, e a la parte derecha puso las ondas e a la parte izquierda en riglera las tres flores de lis todas amarillas en campo verde y lo más del escudo azul como están aquí. Y el blasón es el siguiente:

 

En campo verde  excelente,

Vi unas olas y tres flores,

Amarillas sus colores,

De la Isla dice aqueste,

Son las olas y las flores.”

Agrega el autor, aparte de otras disquisiciones,  que son descendientes “de un principal hombre que se llamaba El Cuervo de Arango, y que sus antepasados comenzando a ganar y restaurar la tierra de aquel concejo de Pravia, quando los moros la tenían ocupada y que ivan en persona de ellos y sus antepasados a la guerra, llamados particularmente por los Reyes. Lo qual consta por la dicha Real Executoria, que yo vi en poder de un Sancho Ynclán Arango, descendiente de este linage, la que fue librada en tiempo de los Reyes Catholicos en contradictorio juicio, en el año de mil quatrocientos noventa y uno, en confirmación de otra librada antes de esta por otros reyes sobre la misma razón”.

 

 

Colunga (según Bellmunt y Canella en su obra “Asturias”) está envuelto en sus orígenes con los iberos euskéricos, por allí establecidos y después empujados por los celtas hacia un rincón de los Pirineos. “Es de suponer que muchos (vascos) sometidos al céltico invasor, no emigraron y, fundidos con éste al través del tiempo, ofrecen de ello vestigios y memorias principalmente en nombres y costumbres. Siguen en Colunga denominaciones de sitios y lugares que acusan origen y raíz iberos en su habla eúskara, como Carrandi (de car y andia, altura grande), Luces (de lucea, ancho), Astuera (de asta, roca y ura, agua), Cordovana (de gara, altura y ha, cosa al pie de otra más alta), Obaya (de ibaya, río), etc.”

 

Estas eran las Parroquias de Colunga a principios de siglo XX: Santa María de Bierces (“La Riera”), Santa Ursula de Carrandi, San Cristóbal de la villa de Colunga, San Juan de Duz, Santiago de Dobiendes, Santa María de la Isla, Santa María de Lastres, Santa Mª Magdalena de Libardón, San Vicente de Lué, San Antolín de Llera, San Pedro de Pernús, San Pelayo de Pivierda y San Pedro de Sales.

 

Villavicios y Colunga,

Cangas y Ribadesella,

Éstas son las cuatro villas

Donde mi majo pasea.

 

I.- Cayetano Isla Caravia casó con Jacinta Covián. Padres de

 

II.- José Isla Covián, nacido en Lastres (Asturias), casó con María Javiera Frera Canlledo, nacida en Sales-Lue, hija de Pedro Frera y de Gertrudis Canlledo Vallina. Padres de

 

III.- María Manuela Isla Frera, nacida en La Isla (Colunga, Asturias) el 25-II-1827, casó con Claudio Margolles Valdés, de cuyos ascendientes y descendientes se trata en el apellido Margolles, en Genealogías Astures de esta web.

 

Fuentes: Las indicadas en el apellido Margolles.

 

Antonio Castejón.

maruri2004@euskalnet.net

 

Arriba